Cuando Claudia Esparza, Pamela Navarrete y Juan Carlos Sznak concibieron sus emprendimientos, no sabían bien por dónde empezar. Lo que sí tenían claro era a dónde querían llegar. De distintas realidades y edades, estos tres emprendedores peruanos tuvieron la oportunidad de compartir sus experiencias con centenares de micro y pequeños empresarios peruanos en la décima Cumbre Pyme del APEC realizada en Lima.

Reunidos en el bloque “Negocio y Solidaridad: La oportunidad del emprendimiento social”, cautivaron al auditorio con su testimonio.  Juan Carlos tomó la palabra para contar cómo junto a sus dos hermanos creó la marca de ropa Höseg. “Sabíamos que queríamos hacer algo juntos, pero sobre todo sabíamos que queríamos hacerlo para ayudar”, recordó.

Pese a que no tenían ningún tipo de experiencia en el sector textil, vieron allí una oportunidad para lograr su objetivo: ayudar a niños y jóvenes de las zonas altoandinas del Perú a tener abrigo. Por ello pensaron en el modelo buy one, bring one, que se basa en asegurar a sus consumidores que por cada producto que compren, otro de la misma naturaleza llegará a manos de los niños que lo necesitan.

Si bien el inicio fue muy duro, poco a poco fueron haciéndose con la confianza de los clientes. A la fecha han vendido más de cuatro mil casacas y abrigado a cerca de cinco mil niños.

Por su parte Pamela, co-fundadora de Matchcota, contó que la web se creó tras advertir la dificultar de encontrar hogar para una mascota abandonada. Fundó entonces un canal de difusión, que con la ayuda de fotografías brinda una historia completa de los animales que viven en albergues de mascotas. Los interesados en adoptarlos deben pasar por entrevistas filtro para asegurarse de que habrá un match entre la personalidad del perro y su futura familia.

Pamela Navarrete, directora y co-fundadora de Matchcota expone junto con Claudia Esparza, gerente general de Nanas y Amas en Cumbre Pyme 2017.

Ayudando a las mujeres a soñar

Para Claudia, fundadora de Nanas y Amas, el emprendimiento le llegó por necesidad. “Buscaba a una persona de confianza para que cuidase de mis hijos”, recuerda. Esto la llevó, inicialmente, a crear su agencia de empleo; sin embargo, al poco tiempo se dio cuenta de que entre las postulantes  había mujeres en situación de vulnerabilidad a las que ella quería ayudar.

Creó entonces la ONG “Emprendedoras del Hogar”, una organización sin fines de lucro desde donde capacita a mujeres en temas de cuidado del hogar, atención a niños, y además ayuda y las prepara psicológicamente para hacer algo tan valiente como soñar.

A la fecha “Emprendedoras del Hogar” ha ayudado a más dos mil asistentes del hogar a contactar con familias que creen en el cambio.

Junto a Claudia, Pamela y Juan Carlos,  representantes de Coca-Cola Perú presentaron al auditorio dos programas enfocados en el empoderamiento de las mujeres peruanas: Destapando mi emprendimiento y Escuela de Desarrollo de Negocios, que ya capacitaron a más de 30 mil mujeres en el país.

Coca-Cola también estuvo presente en la Cumbre Pyme del APEC 2017.