La calidad y la innovación son pilares fundamentales del Sistema Coca-Cola alrededor del mundo. Por ello, la Compañía y sus socios estratégicos destinan los mayores esfuerzos y recursos para asegurar los mejores productos a sus miles de clientes en cada uno de los 200 países donde tiene presencia.

Perú es hoy prueba de ello, con un almacén que ocupa un área construida de 18 mil metros cuadrados y se caracteriza por su alto nivel de tecnología, eficiencia y estándares de calidad. El proyecto es uno de los mayores de su tipo en el país: su construcción ha demandado una inversión de 48 millones de dólares.

Su inauguración fue todo un acontecimiento en Lima, con la presencia en la planta -ubicada a unos 12 kilómetros del centro de la ciudad- de decenas de clientes, trabajadores y altos directivos. Entre ellos, desde México, el Director General de Arca Continental, Francisco Garza Egloff; el Presidente del Directorio de Arca Continental Lindley, Johnny Lindley; la directiva July Suárez; el Gerente General de Arca Continental Lindley, José Borda, y como representante del Estado peruano, el Ministro de la Producción de Perú, Pedro Olaechea. 

José Borda, Gerente General de Arca Continental Lindley
José Borda, Gerente General de Arca Continental Lindley, pronunció las palabras inaugurales frente a directivos y al Ministro de Producción de Perú.

La ceremonia se inició con las palabras de José Borda, quien recordó el sueño que se planteó Arca Continental Lindley hace algunos años, cuando decidió modernizar y reestructurar todo el sistema productivo, logístico y comercial, para asegurar que cada peruano pueda disfrutar de su productos en el lugar y momento que lo deseen. Fue así que se inició la implementación de la más moderna tecnología a través de la Planta Trujillo en 2013, situado en el norte del Perú, a la que luego le siguió, en 2015, la Planta Pucusana, ubicada al sur de Lima.

El Gerente General detalló que a este Megacentro llegarán diariamente más de 80 camiones desde sus plantas de producción, y ahí serán cargados otros 150 camiones que recorrerán los diferentes puntos de venta de la ciudad. El funcionamiento de este nuevo almacén ha generado empleo para más de 750 personas de manera directa e indirecta, en una cadena de más de 12 mil personas a nivel nacional.

“Le estamos dando a Lima una infraestructura de primer nivel. Nos hemos preparado para seguir creciendo, porque creemos que el Perú seguirá avanzando y por eso tenemos que estar a su altura. Es nuestro sueño seguir construyendo país, hoy lo hacemos cargados de compromiso con el futuro”, aseguró Borda ante la audiencia.

Un nuevo motivo de orgullo

El Megacentro Huachipa atenderá a 16 distritos de Lima, que incluyen 30 mil puntos de venta y que alcanzarán alrededor de tres millones de habitantes. Entre sus características se cuenta la sistematización digital de los litros de bebidas, la priorización de la iluminación natural, y una alta exigencia de seguridad laboral para cada uno de sus empleados.

“Yo vengo del almacén de La Capitana en Chosica, y este Megacentro para mí es toda una novedad. Tiene una alta tecnología lo que creo que para nosotros, como colaboradores, significará una oportunidad de aprendizaje y orgullo”, señaló Limber Espinoza, asistente de inventario.

Maqueta del nuevo Megacentro de Distribución de Huachipa
Maqueta del nuevo Megacentro de Distribución de Huachipa, ubicado al ingreso del recinto.