La Compañía Coca-Cola tiene el objetivo de recolectar y reciclar el equivalente al 100% de los empaques de sus bebidas al 2030. En ese camino, Perú vuelve a marcar un hito de la mano de la innovación y presenta el nuevo empaque de San Luis: una caja 100% reciclable y adaptada a las necesidades de las familias peruanas.

San Luis se ha convertido en sinónimo de innovación en el diseño de sus empaques para lograr Un Mundo Sin Residuos, promoviendo desde el origen el camino hacia una economía circular.

Este 2021 San Luis da un nuevo paso en este camino, con el lanzamiento de una nueva caja de agua de 20 litros hecha 100% con material reciclable, pensado para los hogares peruanos que optan por envases de gran tamaño para el consumo de agua de alta calidad para toda la familia.

Con este lanzamiento, el Sistema Coca-Cola sigue consolidándose en su esfuerzo por innovar para producir empaques sostenibles.

En el 2019, San Luis se puso a la vanguardia de la región en innovación de empaques al desarrollar la primera botella de agua hecha 100% con otras botellas recicladas. Este empaque fue el primero de su categoría en América del Sur y hoy, todas las botellas del portafolio de San Luis están hechas 100% de material reciclado y reciclable, de modo que terminan su ciclo de vida y vuelven a convertirse en nuevas botellas.

Con este enfoque en la circularidad de sus empaques, la Compañía Coca-Cola logra reciclar y reincorporar al proceso productivo más de 384 millones de botellas al año en el Perú, en un esfuerzo conjunto con organizaciones formales de recicladores, su socio embotellador Arca Continental Lindley y su proveedor San Miguel Industrias.

San Luis se convirtió en la pionera en la región al lanzar en 2019 su botella hecha 100% de botellas recicladas. 

Para aumentar la tasa de reciclaje, todos los hogares peruanos están llamados a segregar sus residuos para asegurarse que esos materiales tengan una segunda vida.

Y eso sucede también en el caso de la caja de San Luis hecha de 100% material reciclable, pues al momento de segregar los residuos en casa, deben separar el cartón de la caja de San Luis del resto de los elementos de la caja y colocarlo en el tacho de residuos aprovechables.

Sello Perú Limpio

Esta nueva caja ecológica, además, es el primer envase del portafolio de bebidas de Coca-Cola Perú en llevar el Sello Perú Limpio, otorgado por el Ministerio del Ambiente y el Ministerio de Producción a las compañías que cumplen las metas del Acuerdo de Producción Limpia (APL). De esta manera, los consumidores pueden estar seguros de estar eligiendo empaques diseñados de manera sostenible.

El Ministerio del Ambiente y el Ministerio de la Producción otorgaron al Sistema-Cola el Sello Perú Limpio en reconocimiento al cumplimiento del APL. 


“El Sello Perú Limpio es una evidencia para los consumidores de que el producto que están adquiriendo tiene un menor impacto ambiental y una mayor repercusión social. En nuestro caso, si un envase tiene este distintivo, significa que este empaque contribuye con un Perú Limpio, es 100% reciclable y puede reusarse en la elaboración de otros empaques”,  apunta Sandra Alencastre, Directora de Asuntos Públicos, Comunicaciones y Sostenibilidad de Coca-Cola en Perú y Ecuador.

Fabricar empaques que puedan tener una segunda vida es uno de los pilares de la estrategia de la Compañía Coca-Cola para cumplir con su compromiso hacia el 2030: recolectar y reciclar el 100% de los empaques que coloca en el mercado.