La playa Venecia, en Villa El Salvador, fue el lugar elegido para el inicio del Día Internacional de Limpieza de Playas. Así como mil voluntarios acudieron a este punto del sur de Lima, en 15 regiones de todo el país un total de 27.000 personas se sumaron a la tarea de recolectar la mayor cantidad de residuos. La acción fue impulsada por el Ministerio del Ambiente y la Unión Europea, con el respaldo de aliados de Perú Limpio, como Coca-Cola Perú, Tetra Pak, Wong, Metro entre otros.

El esfuerzo mancomunado contó con la participación de diferentes colectivos. Desde promotores ambientales del Ministerio del Ambiente, voluntarios de la Unión Europea (UE), de Coca-Cola Perú, hasta jóvenes integrantes del Proyecto Bicentenario, soldados del Ejército del Perú y recicladores de Villa El Salvador. Por más de cuatro horas esta marea humana consiguió recoger casi 300 kilos de residuos.

El material acopiado por los cientos de voluntarios será almacenado y clasificado por la asociación de recicladores Los Tigres de las 200 Millas de Villa El Salvador. Su presidente, Justo Páucar, aclaró que, a causa de las condiciones climáticas, buena parte de los residuos reciclables ya no podrán ser reutilizados. “Por eso aconsejo sensibilizar mucho más a la población para que segreguen los residuos desde casa”, dijo a Journey.

Ese fue el mensaje dado también por el embajador de la Unión Europea, Diego Mellado, quien consideró necesario limpiar el litoral, pero sin perder de vista la correcta disposición de los residuos sólidos al momento de ser generados: “La prevención es esencial. El mensaje es que tenemos que cuidar nuestros océanos, que no hay fronteras en esta tarea, y que, por lo tanto, lo que hagamos en cualquier país afecta a los demás”.

Este movimiento global, que se realizó con motivo del Día internacional de la Limpieza de playas, unió a 140 delegaciones de la Unión Europea en el mundo, que participaron limpiando playas, río y lagos bajo el lema #EUBeachCleanup, en compañía de Los Pitufos, los dibujos animados de origen belga símbolos de su campaña.

Albina Ruiz, Viceministra de Gestión Ambiental del Ministerio del Ambiente, encabezó la jornada. Después de recorrer la playa participando en la limpieza, felicitó a todos los participantes. “Con las manos de todos ustedes, con el trabajo de todos, hemos podido levantar 280 kilos de residuos”, explicó.

 

Un total de 80 kilogramos de material reciclable se pudo recolectar en playa Venecia. La mayor parte de estos residuos no podrán ser reutilizados.

La acción colectiva contó con la participación de organizaciones como Ciudad Saludable y empresas como Coca-Cola Perú, Tetra Pak y Aliados de Perú Limpio.
 
 


El embajador de Alemania en el Perú, Stefan Herzberg, se unió en la felicitación y destacó la importancia de sumar en este compromiso a más ciudadanos, para evitar que los residuos lleguen al mar. “Mi visión es que un día no necesitemos encontrarnos aquí para limpiar playas”, afirmó.

Para la Viceministra Ruiz esa meta será posible con el apoyo de la empresa privada. No solo a través de la realización de campañas para promover un consumo responsable, sino a partir de una producción que apueste por la economía circular.

El mejor ejemplo de este compromiso por Un Mundo Sin Residuos es el envase de agua San Luis, destacado por Sandra Alencastre, Directora de Asuntos Públicos y Comunicaciones de Coca-Cola Perú: “Ha sido un gusto para Coca-Cola apoyar en esta limpieza de playas: con utensilios y bolsas, pero también con la hidratación de agua San Luis, nuestra marca que ha lanzado la primera botella 100% hecha de otras botellas recicladas”.

La ansiada economía circular, materializada en este tipo de eco-envases, no es más que la suma de diferentes alianzas: con el Estado, los recicladores y la ciudadanía. “Como aliados de la estrategia de gobierno Perú Limpio, somos una compañía que viene trabajando desde diversos frentes. Este es un trabajo puntual, que realizamos cada año, en donde se genera mucha educación ambiental y mucha sensibilización”, precisó Sandra.


Voluntarios de la limpieza de playas trabajando por un Perú más sostenible.